Alimentación infantil

 

alinf
salud180.com

Como bien saben, este es un tema controversial en las familias de hoy día, sobre todo para los padres y madres primerizos. Para nadie es un secreto que a veces como padres nos deprimimos, preocupamos o estresamos cuando nuestro pequeño no está comiendo como meses antes. Pero no es del todo una mala señal, ya que los niños mientras más crecen menos comen, es la ley de la vida. De por sí, un niño en su primer año crece con mayor velocidad, pero a partir del primer año en adelante nuestro pequeño no crece al mismo ritmo, supongo que ustedes han notado eso.

Por consiguiente, es normal que el niño deje de comer con la misma intensidad después de su primer añito, por supuesto, a veces es por problemas de salud. Es decir, aquí no estamos diciendo que no te preocupes por el ritmo de la alimentación de tu pequeño, sino que te informamos algunos puntos básicos sobre este tema, cosas que quizá no sabías.

Según expertos, después de los 2 añitos, el pequeño podría comer menos, ya que la velocidad de su crecimiento es aún más lenta. Generalmente, los niños empiezan de nuevo a comer con ganas a partir de los 5 o 6 años de edad, claro, cada persona siempre va tener un ritmo específico para comer al igual que una cantidad específica de alimentos.

Hay que tener en cuenta algo muy importante, y es que el niño come por necesidad, no por obligación. Asimismo, sería de gran ayuda que los padres fomenten la alimentación y el apetito en los pequeños de la casa. Esto se puede lograr enseñando a los niños a que ellos sirvan la mesa, a que escojan por sí mismo la cantidad de comida que desean ingerir, etc. Evita complacer con exquisiteces a los niños, la hora de la comida es sagrada, no es para disfrutar exquisiteces, ni mucho menos dulces.

Por último, podemos decir que es imprescindible fomentar en los niños una alimentación balanceada, así como ofrecerles solo lo que ellos necesitan (ellos no comen o no deben comer la misma cantidad de alimentos que nosotros los adultos). Esto para que el niño tenga una sana alimentación y para que la misma no represente una futura obesidad.

¿Qué debes saber sobre la celiaquía?

 

 

Seguro la palabra “celiaquía” no trae mucho a tu mente en este momento, sin embargo, es una enfermedad que se está presentando con mayor regularidad en los últimos años. ¿Qué es? No es más que la intolerancia al gluten que incluyen alimentos como el trigo, el centeno, la cebada y se piensa que incluso el que se encuentra en la avena.

A pesar de que la celiaquía se está dando en un mayor número de personas en la última década, aún hay quienes ignoran la existencia de esta, por lo que se hace importante el promover y expandir lo que la celiaquía significa.

¿Cómo puedes saber si tú o alguien en tu familia padecen de esta intolerancia? Lo cierto es que aunque pueden existir síntomas visibles como náuseas, vómito, diarrea, dolor abdominal, pérdida del apetito (y por ende de peso), no hay forma de corroborar que tienes esta enfermedad sin antes hacerte una prueba médica.

 

Imprimir

Dicha prueba puede ser algo tan sencillo como un análisis de sangre o llegar incluso a una biopsia intestinal, dado que viendo cómo se encuentra el tejido intestinal es que se puede constatar en un 100% posees celiaquía.

En caso de que tus análisis sean positivos para celiaquía, la buena noticia es que no requerirás tomar de ningún tipo de medicamento ni momentáneamente, ni de por vida. Sin embargo, involucrarte en una dieta cuidadosa y libre de cualquier alimento que contenga gluten es indispensable.

Si te preguntas si la falta de estos alimentos puede afectar tu desarrollo o salud, ¡no temas! Estarás completamente bien dado que los mismos no proveen ninguna vitamina o sustancia indispensable para el cuerpo.

Entre los alimentos que debes evitar se encuentran los procesados y envasados que no cuenten con una etiqueta que diga “libre de gluten”, el trigo, el centeno, la cebada, la cerveza y cualquier alimento o bebida fermentada; mientras que el acercarte a productos frescos como la carne, el pescado, las frutas y los vegetales serán una excelente idea.